El reconocido documental Push llega a cines de México en marzo

Actualmente se vive en todo el mundo una crisis lenta y mordaz: los precios de la vivienda se están disparando y este monstruo, aparentemente invisible, amenaza con dejar a las personas sin un hogar digno y seguro. Esta es la problemática que aborda Push de Fredrik Gertten, también conocido por películas como Big Boys Gone Bananas!* (2012), Bikes vs Cars (2015), Becoming Zlatan (2016), entre otras.

En Push viajamos a distintas ciudades del mundo con Leilani Farha, Relatora Especial en Vivienda por la ONU, para conocer las condiciones algunos habitantes de metrópolis como Valparaíso, Chile; Seúl, Corea del Sur; Berlín, Alemania; Toronto, Canadá; Harlem, Nueva York y pequeños barrios como Notting Hill en Londres. A través de los testimonios de las personas que se han tenido que enfrentar a desalojos y agresiones por parte de las empresas inmobiliarias, esta película expone ante el público la inquietante situación a la que las próximas generaciones deberán enfrentarse si no se detiene, lo antes posible, la rapiña de los inversionistas.

Pese a que cada una de las ciudades que se mencionan tiene sus particularidades y no se pueda asegurar que todas los hechos se desarrollen del mismo modo en cada uno de ellos, en Push es posible entrever que el sistema del capitalismo salvaje funciona igual en todo el mundo: en Toronto, en los últimos 30 años, el precio de las viviendas ha aumentado un 425%, mientras que los ingresos de las familias solo un 133%, en Notting Hill, un barrio que se volvió muy popular en Londres, cientos de personas perdieron sus hogares y otros tantos fallecieron luego del atentado contra los residentes de la Torre Grenfell, en Harlem un joven trabajador asegura que el 90% de su sueldo se consume en renta, mientras en Valparaíso el ecocidio se vuelve más común, y en estos procesos las personas están por debajo de la acumulación de la riqueza.

Asimismo, de la mano de otros especialistas en la materia como la socióloga Saskia Sassen y el ganador del Premio Nobel en Economía Joseph Stiglitz, el panorama resulta aún más complejo pues Sassen afirma que para los compradores los edificios no tienen nada que ver con la viviendo sino como mercancía, y por su parte Stiglitz explica que este problema proviene de la crisis financiera de 2008, cuando distintos gobiernos se aliaron con entidades bancarias y gracias a esa mancuerna estado-banco, firmas privadas como Blackstone pudieron volverse gigantes dentro del mercado y permitieron la desregularización de multinacionales.

A la luz de estas perspectivas, el director Fredrik Gertten construye un documental incisivo y fundamental para la discusión política, económica y humanitaria. Leilani Farha también permite un acercamiento a su intimidad: se muestra estresada ante la situación, comparte momentos con su familia y también se muestra abierta ante la cámara para confesar las inseguridades que rondan su mente, sin embargo, se da cuenta de que allá afuera hay una gran cantidad de personas que simpatizan con su causa y están dispuestos a ayudar.

El documental aborda, con un toque humorístico y cotidiano, diferentes preguntas muy valiosas incluso para México: ¿a quién le resulta raro que en cuanto veamos tiendas vintage, bares de moda y personas vistiendo de “cierta forma” suban la renta de un pequeño cuarto en ciertas colonias de la Ciudad?, ¿o quién no ha pasado aterrado a lado de los mega proyectos que amenazan con dejar sin agua a los vecinos de los lugares en donde se desarrollan?

A partir del 10 de marzo y gracias a la distribución de Mandarina Cine podremos internarnos en Push y todas las interrogantes que en ella se plantean.


Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s